domingo, julio 17, 2005

La Vida de mi Padre



Mi padre, Keith Emerson Warren Wilkins, nació en un hogar modesto del barrio Peñarol. Su padre (mi abuelo), Charles Edgard Warren O´neal, era supervisor en los talleres de la compañía de ferrocarriles que, por esos años (fines del siglo XIX), era británica y funcionaba bien. Lamentablemente, a los uruguayos se nos ocurrió nacionalizarla. Si la hubiéramos dejado británica, en vez de hablarse del tren bala Japonés se hablaría del Balinazo Uruguayo. Pero a no irme por las ramas; esto no trata de política sino de sangre.

Mi abuela, Tomasa Wilkins, era negra, descendiente de esclavos. Sus ancestros pertenecían a una familia de terratenientes de apellido Wilkins, el cual, como era norma, les quedó en usufructo cuando libertos. En el momento en que la conoció mi abuelo, trabajaba en un prostíbulo del bajo. Se enamoraron casi a primera vista. Mi abuelo gastó todo su patrimonio, que tampoco era demasiado, en rescatarla. Se casaron al poco tiempo. Él con 25 y ella con 22 años. Dicen, quienes la conocieron, que era de una belleza impresionante y que de su persona emanaba dignidad.

Según contaba mi padre, cuando la abuela llevaba el almuerzo de mi abuelo a los talleres, al verla, a todos los trabajadores se les reventaban los botones de la bragueta. Motivo por el cual, diariamente, mi abuelo llegaba a la casa con 20 o 30 pantalones, para reponerles los botones. Y así, entre los dos, vivían una vida modesta y sin sobresaltos. Sobre el principio del siglo XX nació mi padre: Keith Emerson Warren Wilkins. Junto a él nació un hermano gemelo: Angus Duncan, que por problemas en el parto nació enfermito. Nunca superó la edad mental de un niño de 4 años. Más adelante, a causa de unos hechos que referiremos, nombraron a mi padre curador de su propio hermano.

Cuando mi padre era un tierno niño de diez años, fallecieron mi abuelo y un perro en un atentado anarquista, que hizo explotar una locomotora ubicada en los talleres. Desolada, mi abuela languideció durante cinco o seis años. Luego decidió que no podía seguir viviendo así y decidió volver al África. Había escuchado que un grupo de ex esclavos norteamericanos habían fundado una nación allí. Se despidió de mi padre más o menos con éstas palabras: “Keith, ya tienes edad suficiente para salir a ganarte la vida. No me necesitas más. Vuelvo a mi patria.”, y con un pequeño hato se dirigió al tranvía rumbo al puerto. Nunca más se supo de ella.

No teniendo más familia en el país, mi padre se encontraba solo, con un escasísimo patrimonio que no le permitía proseguir sus estudios y con la responsabilidad de cuidar a su hermano. Durante su infancia ya había trabajado durante breves períodos y se daba cuenta de que eso no era para él. La vida le mostró de golpe su verdadera cara. Necesitaba tomar una decisión de inmediato.... (continuará)

The Life of my Father

My father, Keith Emerson Warren Wilkins, was born in a modest home of the Peñarol district. His father (my grandfathers), Charles Edgard Warren O´neal, was supervisor in the factories of the company of railroads that, by those years (aims of century XIX), was British and worked well.
Lamentably, to the Uruguayan it happened oneself to us to nationalize it. If we had left it British, instead of being spoken of the train he bleats Japanese would be spoken of the Uruguayan Balinazo. But not to go me by the branches; this does not deal with about policy but blood.
My grandmother, Tomasa Wilkins, were black, descending of slaves.
Their ancestros belonged to a family of landowners of Wilkins last name, which, like was norm, to them was libertos in usufructo when.
At the moment in which my grandfathers knew, it worked in a brothel of the low one.
They fell in love almost at first sight.
My grandfathers spent all his patrimony, that was not either too much, in rescuing it. They married soon after. He with 25 and she with 22 years.
They say, who knew it, that was of an impressive beauty and that of its person emanated dignity.
According to my father counted, when the grandmother took the lunch from my grandfathers to the factories, when seeing it, to all the workers burst the bellboys to them of the fly.
Reason by which, daily, my grandfathers arrived at the house with 20 or 30 trousers, to replace the bellboys to them.
And thus, between both, they lived a modest life and without frights.
On the principle of century XX my father was born: Keith Emerson Warren Wilkins. Next to him a twin brother was born: Angus Duncan, that by problems in the childbirth was born enfermito. It never surpassed the mental age of a boy of 4 years. More ahead, because of facts that we will refer, they named my curador father of its own brother.
When my father was a tender boy of ten years, they passed away my grandfathers and a dog in an attack anarchist, who made operate a locomotive located in the factories.
Desolated, my grandmother languished during five or six years. Soon she decided that she could not continue thus living and decided to return to Africa.
She had listened that a group of ex- North American slaves had founded a nation there.
One took leave more or less of my father with these words: "Keith, already you have age sufficient to leave to ganarte the life. You do not need more to me. I return to my mother country ", and with a small package course to the port went to the street car.
It was never known more of her.
Not having more family in the country, my father was single, with escasísimo patrimony that did not allow him to continue its studies and with the responsibility to take care of his brother. During his childhood already it had worked during brief periods and account occurred of which that was not for him.
The life showed of blow its true face to him. It needed to make a decision immediately.... (it continued ')

7 comentarios:

sigmur dijo...

Todo esto es muy emotivo y edulcora el Día del Padre. Ahora, es es 18 de Julio y no encuentro ninguna palabra al respecto. Espero que, por lo menos, hayan colgado un pabellón nacional en las rejas de la celda.

sigmur dijo...

Pero, debo admitir que gracias a este relato ahora comprendo por qué le tienen tanta paciencia al Baltasar que los acompaña ¡si ustedes mismos tienen sangre negra! Yo también tengo un bisabuelo napolitano, pero no lo ando diciendo por ahí, claro.

el-warren dijo...

Estimado Sigmor.
No verás probablemente referencia alguna al 18 de Julio por varias razones:
a) Circulamos preferencialmente por la calle Colonia
b) Todos nuestros calzoncillos están confeccionados con los colores patrios (de la tela de la bandera robada de los 33, por eso no aparece)
Por eso para nosotros todos los días son fechas de honrar a la patria.
Sobre la sangre morena, no es nada de lo que me arrepienta. A lo hecho pecho.
Ahora me voy a mirar el álbum de fotos de la familia.
mañana seguramente habrá novedades.

Raquel Ormonik y sus amigos dijo...

Después de toda esta saga familiar

solo me atrevo a tratarlo de usted

Su histoira es casi tan épica como la saga de los O'Hara.

seguro que su abuela Tomasa no dió a luz otros hijos?

En Africa... ya liberta.

digo... eso es muy de los morenos, que como usted ya sabe tiene otra moral... no son cristianos... por que... quizás usted ya lo sepa pero Rita Marley más de una vez ha declarado que su abuela vivió en Uruguay y que siempre quizo conocer a sus parientes uruguayos, esperemos que tenga éxito.

Como usted ya sabe Susana Gimenez también tiene acendencia negrga, esto no es ninguna sorpresa, pero me pregunto si por ahí....

el-warren dijo...

Estimados amigos. No he tenido noticias de otros hermanos nacidos en el continente negro. No lo descarto. Dicen que la luna de miel de los padres de Miles Davis fué en África
saludos

Muzungu dijo...

habri rafiqui? nuzuri sana?

meme nakupenda sana
meme nakupenda indyo....

bueno he estado en África y seguro ha sido el mejor lugar para permanecer, por ello mi enunciado en swahili....buen lugar para pasar los últimos años de doña abuela.
Atte.
Muzungu Matata

Muzungu dijo...

Si será que está en el sentimeinto de los morenos, pero cuanto me hace asegurar esto que está en el sentimeinto de los individuos que viven en esas regiones, muy desprendidos, porque los problemas de la vida, las gueras y sus vidas los han enseñado a vivir el presente, "mañana se vera"

aksante rafiqui
bahari iliko, noliko nito iendako
ukuzala ukuze lula amathambo.

meme Muzungu Matata